Te invitamos a leer "LA UNCIÓN DEL ESPÍRITU SANTO":
como superar la crisis
Conoce y adquiere éste libro: SANIDAD PARA EL ALMA HERIDA, haz click en la imagen: :
sanidad para el alma
TE INVITAMOS A LEER NUESTROS SERMONES Y DEVOCIONALES EN:

ESTUDIOS Y SERMONES

Sigueme en:

twitter facebook google plus email

Buscar

No te Desanimes Dios Restaura

No te desanimes, el Señor restaura. La Biblia presenta también a Dios como alfarero en relación con la obra que hace en cada uno de nosotros. El alfarero sabe muy bien su oficio y el uso de sus herramientas. 

En casa del alfarero podemos hallar instrumentos como la rueda, el barro, los hierrillos y desbastadores, elementos usados para formar la vasija, quitar las asperezas que puedan haber y pulir los detalles del material, y por supuesto el horno el cual da la dureza apropiada y la estructura final al recipiente que se hace.  

El Señor espera de nosotros humildad, sometimiento y arrepentimiento sincero,  Jeremías 18:5-9 “Entonces vino a mí palabra de Jehová, diciendo: ¿No podré yo hacer de vosotros como este alfarero, oh casa de Israel, dice Jehová? He aquí que como el barro en la mano del alfarero, así sois vosotros en mi mano, oh casa de Israel. En un instante hablaré acerca de una nación, o de un reino, para arrancar, y derribar, y destruir. Y si esta nación de la cual he hablado se vuelve de su maldad, yo me arrepentiré del mal que había pensado hacerle.  Y en un instante hablaré acerca de una nación y de un reino, para edificar y para plantar”.

Nuestro Dios es soberano, es bueno y justo. Sus poderosas manos son bondadosas conque tiene humildad de espíritu, y son manos fuertes con el que es de soberbio corazón. Llegado el tiempo en el que la vasija ha pasado por todo el proceso, el alfarero la pinta y decora, pues saldrá del taller a ocupar lugares de privilegio y participará de importantes eventos en la corte real.   

Del mismo modo nuestro Dios levanta sus vasijas a lugares de privilegio y bendición, depositando sus tesoros, por eso nos dice la Biblia que nosotros somos “vasijas de barro, para que la excelencia del poder sea de Dios y no de los hombres”. Por eso debemos tener presente que toda la gloria es del Señor.  
    

Alabado sea Dios, Alfarero Divino, quien tiene grandes planes con cada uno; en ciertas ocasiones estos planes sufren o son dañados. Pero Dios tiene el poder para restaurar, y ante un verdadero arrepentimiento levanta cada vida y hace mucho más de lo que esperamos. 

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria. (No te desanimes Dios restaura).

Te invitamos a leer: "EL PLAN DE DIOS PREVALECERÁ". 



0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada